15 de marzo de 2012

Cebolla Larga (Aprendiendo)



Cebolla Larga (Aprendiendo)
Por: EDUARDO ANDRÉS CASALLAS PINILLA
¿Qué sería de un hogao sin el delicioso aroma y sabor de la cebolla larga?

Este producto de origen asiático y de gran producción en nuestros campos colombianos, día a día ha venido ganando terreno en cuanto a gastronomía colombiana se refiere; sancochos, guisos, adobos o cualquier sopa que se le ocurra  lleva este delicioso producto tan aromático como cualquier especia.

Pero más allá de la cocina, este producto que podemos conseguir en el supermercado del barrio con facilidad, nos aporta un montón de beneficios a nuestra salud, entre los cuales aportes vitamínicos de la A, B y C, los aportes del fósforo, yodo, potasio e incluso la ayuda de fijar el calcio en nuestros huesos.

Con el sabor de la cebolla larga, uno de los íconos de nuestra comida colombiana, podremos también reconocer poco a poco sus variedades que aunque no son muchas generan algún tipo de variación aromática. La tan conocida cebolla junca, de tallo y ramas delgados (la más común), nos deja ciertas notas dulces, picantes y las propias de la cebolla, que por momentos puede resultar molesto, pero que una vez inundado nuestro olfato, armoniza muy bien el trabajo de nuestros sentidos.

Una segunda variedad de cebolla larga es la imperial, se reconoce por su tallo grueso y sus ramas cortas, un aspecto muy similar al puerro, de aromas y sabores suaves y poco invasivos propios para salsas suaves.

Con todo esto, sin importar su nombre, cebolla larga, cebolla junca, cebolla de rama o cebolla pastusa, o si es de Boyacá, de los Santanderes o de Nariño, espero hayan aprendido un poco y espero aprovechen al máximo este fruto de la tierra, que solo el colombiano puede disfrutar, pues las características que adquiere este delicioso tallo en nuestros campos, marca gran diferencia sobre el resto de cebollas de rama en el mundo.


Imagen tomada de: http://fazzar.com/detalle_producto.php?id=4178


Gastronomía Colombia en tu E-mail

Búsqueda personalizada